Denuncian que en la Panadería Social, durante la gestión de Bettina, los funcionarios retiraban medialunas y masitas

“No hay privilegios para nadie en esta gestión”, advirtió -en comunicación con Aries- la titular de Desarrollo Social de la Municipalidad.

Salta 27/12/2023 Ivana Chañi Ivana Chañi

panaderia-social

Ayer, por medio de sus redes sociales, el intendente Emiliano Durand reveló una serie de "irregularidades" en la Panadería Social durante la gestión de Bettina Romero. Mostrando que de “social” no tenía nada. “Se acabó la joda”, manifestó en un video.

En comunicación con Aries, la secretaria de Desarrollo Social de la Municipalidad de Salta, Daiana Ovalle detalló la situación y marcó el rumbo que la nueva Administración tiene preparado para la dependencia municipal.

“El intendente tomó la medida de recortar la producción diaria que se venía dando a ex funcionarios, punteros políticos”, manifestó la flamante funcionaria. A su vez, indicó que “la Panadería va a volver a tener el rol social”.

En su relato, Ovalle contó que cuando la nueva gestión entró a ver los papeles y el funcionamiento del organismo, se dieron con que “la producción diaria, que son millones de pesos, se iba en facturas, masas finas y sándwiches” para el Centro Cívico Municipal (CCM).

En esa misma línea, la funcionaria señaló que por día se entregaban 120 tiras de pan a particulares que no justificaban tener bajo su mando un comedor o alguna institución de asistencia. "Así como este, tenemos cientos de casos individuales que retiraban tres veces a la semana 40 tiras de pan por día, 120 tiras de pan por semana”, contó.

En este sentido, sostuvo que “no tiene razón lógica ni sentido” sino el de pensar que se trataba de un negocio. “No sabemos el destino que le daban”, expresó, sospechando que la finalidad podría no haber sido social.

Ahora bien, con estas revelaciones, quien conduce el Área Social de la comuna afirmó que no se entregará producción a particulares -como se venía haciendo durante la intendencia de Bettina Romero- salvo por alguna causa en particular que lo amerite y, por única vez.

Así también, remarcó que si bien el foco estará puesto en asistir a instituciones, como clubes deportivos, iglesias, comedores, merenderos, entre otras, habrá un control más exhaustivo, constatando que efectivamente se entregue el pan y la cantidad de personas informada se corresponda.  

Finalmente, Daiana Ovalle dijo que “no hay privilegios para nadie en esta gestión” y desafío: “Los funcionarios que quieran festejar el cumpleaños comprarán su torta de alguna panadería, pero de ningún punto de vista van a recibir de la Panadería Social”.

Te puede interesar
Lo más visto

Recibí información en tu mail