Bordearon en el manto de la Virgen el encuentro de Milei con el Papa

Un grupo de fieles de la Catedral Basílica de Catamarca llevó a cabo el minucioso trabajo para cumplir una promesa que habían hecho en las elecciones generales del año pasado.

Argentina 15/04/2024

ZFFI6VZGI5ERJCEL5LMOJYPMXQ

El encuentro entre Javier Milei y el Papa Francisco, que ocurrió a mediados de febrero, limó las asperezas entre ambos luego de las polémicas declaraciones del presidente sobre Francisco. Aquel encuentro quedó registrado por las cámaras de todo el mundo que capturaron aquel primer abrazo de reconciliación. Esa fue la imagen elegida para cumplir con una promesa.

Una feligresa de la Catedral Basílica de la Virgen del Valle de Catamarca había prometido que le enviaría una imagen de la Virgen con uno de sus tan preciados bordados a quien ganara las elecciones presidenciales del año pasado. Se trata de Graciela que con un grupo de mujeres bordó el manto de la Virgen con piedras preciosas y dejó el testimonio de aquel encuentro único. Además, pudo llegar hasta funcionarios cercanos al mandatario y luego de bendecirla, envió la imagen a Buenos Aires para que la reciba el Presidente.

Con el tiempo fueron surgiendo las dudas hasta que tuvo una idea. “Empecé a ver que el Presidente tenía su fe judía, pero pensé en que María y José son judíos y nuestra religión proviene de allí, al igual que Jesús, quien nos enseñó que nos amemos los unos a los otros”, insistió la bordadora.

Así reafirmó su postura y fue juntando ideas. Un sacerdote le aconsejó bordar los 24 escudos de las provincias y ella, en vez de bordarlos, le pidió la muestra de uno al orfebre con el que trabaja.

“Un sacerdote de Gualeguaychú me aconsejó bordar a San Rafael Arcángel y Tobías, que representa la medicina. Me dijo que era para que Dios guíe al Presidente porque Argentina está enferma. Otro sacerdote de Buenos Aires me sugirió bordar la Divina Misericordia y poner la leyenda ‘yo soy el camino, la verdad y la vida’. El manto es totalmente teológico, está lleno de referencias, habla de Dios, no de política”, insistió la mujer.

Finalmente, hubo otro cura que le dio la idea de bordar el encuentro del Papa Francisco con el mandatario. “Porque fue el abrazo de la reconciliación y el perdón”, sostuvo en TN.

Graciela lleva más de 400 mantos bordados en 28 años de trabajo solidario en la Catedral.

Más noticias
Destacadas

Recibí información en tu mail