La droga incautada en Salta, imposible de calcular

Policiales 01 de agosto de 2019
Por Aries, Santiago López Soto, integrante de Unidad Fiscal contra la Nacrocriminalidad, explicó que por la cantidad de procedimientos realizados donde se secuestraron estupefacientes, se hace incalculable la cantidad de estos que esperan orden judicial para su destrucción.
n8ELrLLR

De un tiempo a esta parte, la lucha contra el narcotráfico ha sido tomada como bandera por las distintas administraciones del Estado nacional. De hecho, la desfederalización de las causas por microtráfico –se anunció– incrementó exponencialmente la cantidad de estupefacientes secuestrados, así como también, la cantidad de detenidos por este delito.

Así las cosas, ¿Qué sucede con las sustancias incautadas? Repercusión nacional tuvieron noticias que daban cuenta de faltantes en depósitos judiciales, es decir, se calculaba una cantidad de droga resguardada y a la hora de ser destruida se encontraba menos; o directamente se encontraban con que algunos paquetes habían sido suplantados por yeso, tal lo sucedido en Orán a principios de año.

“Todo lo que tiene que ver con la destrucción de la droga una vez finalizado el proceso penal le corresponde a la Corte de Justicia de Salta”, sostuvo Santiago López Soto, integrante de Unidad Fiscal contra la Nacrocriminalidad, al ser consultado sobre la situación e informó que, semanas atrás, el organismo de Justicia expidió una reglamentación específica sobre cómo debía hacerse la destrucción.

Explicó el funcionario judicial que una vez producido el secuestro, las sustancias se encuentran a disposición de la fiscalía interviniente para ser peritada e, inmediatamente después, el material debe ser destruido.

Sin embargo, López Soto aclaró que aproximadamente hace cinco años que no participa de un proceso de destrucción, por lo menos de material incautado en las causas donde tuvo participación.

“Sería imposible calcular porque son muchos los procedimientos de microtráfico”, respondió el fiscal ante la consulta sobre la cantidad de estupefacientes resguardados en depósitos judiciales a la espera de ser destruidos a pesar de que las leyes marcan que el proceso debe ser casi inmediato.

Por otro lado y para concluir, el funcionario judicial hizo una evaluación positiva sobre la aplicación de la ley de microtráfico ya que “cambia la realidad de los barrios”.

“La no persecución de bocas de expendio le ocasiona un grave daño a la sociedad, por eso nosotros nos ponemos del lado del vecino que no quiere una boca al lado de su casa”, sentenció.

Te puede interesar