Embrollo

Opinion 14/07/2017
Desde hoy y hasta el 11 de agosto a las 8 de la mañana se desarrollará la campaña electoral de cara a las elecciones Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias.

De esta manera, se ha ingresado a un tramo casi final de un proceso que formalmente se inició en abril pasado con la publicación de sendos decretos de convocatoria a las PASO del 13 del próximo mes y a las generales de octubre.

Este inicio también es una formalidad. Hasta el ciudadano más despistado entendió que la campaña comenzó apenas guardadas las urnas del 2015. Los resultados fueron objeto de análisis que se proyectaban sobre la significación de los comicios legislativos de este año.

Casi de inmediato, no pocos dirigentes se apresuraron a expresar sus intenciones de postulación. Algunos, incluso, dejaron de lado estas elecciones de medio tiempo para anticipar su pretensión de alcanzar un cargo ejecutivo en 2019 como es el caso del gobernador Juan Manuel Urtubey respecto de la Presidencia de la Nación y del intendente Gustavo Sáenz, sobre la Gobernación de la Provincia.

Fuera del plano de las especulaciones, la campaña comenzó a corporizarse en vísperas del vencimiento de los plazos del cronograma electoral de este año. El armado de la las alianzas fue un anticipo de lo que se cuajó el 24 de junio último, cuando cerró el plazo de registro de listas de candidatos. Algunos apresuramientos exigen hoy mayores esfuerzos de posicionamiento, para que se entienda en qué lugar han quedado ubicados. Un caso es el de la pre candidata a diputada nacional Sonia Margarita Escudero, que arrancó con un discurso crítico de la gestión del mandatario provincial  Juan Manuel Urtubey y hoy aplaude sus aspiraciones para beneficio de Salta. O el de Frida Fonseca, que fue catapultada al espacio macrista pese a su probada militancia justicialista.

Lo que viene es más de lo mismo; a lo sumo debe esperarse un mayor despliegue de ocupación de las redes sociales, mayor precisión en el mensaje de promesas y profusión de la publicidad callejera, que se abatirá sobre cuánto espacio pueda sostener un cartel o una pintada. Lo demás ya está operativo: visitas a los barrios, a entidades intermedias y, obviamente, a los medios de comunicación.

En esta Capital, casi 3.500 ciudadanos están incluidos en 111 listas pertenecientes a 62 agrupaciones políticas, que postulan pre candidatos a las tres categorías en juego: senador, diputado y concejal. A ello deben sumarse las propuestas para las tres bancas en la Cámara de Diputados de la Nación.

Lejos de ser ruidosa y bullanguera, esta campaña debiera transcurrir en un clima sereno de reflexión. Es lo que necesitarán los electores para analizar las opciones a fin de emitir un voto responsable.

Es que esta vez, los partidos políticos sacaron su embrollo a la calle.

Salta, 14 de julio de 2017

 

Te puede interesar