Nicolás Dujovne prepara la Carta de Intención para sellar el acuerdo con el FMI

Economía 11 de junio de 2018
Aunque ya pasó la adrenalina previa del acuerdo con el FMI, en el palacio de Hacienda siguen trabajando con intensidad. Ahora están en plena redacción de la Carta de Intención, que es el documento en el que aparecen todos los compromisos que asume el Gobierno con el organismo multilateral.

dujovne_lagarde

Mientras tanto, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, recibirá hoy por la tarde a un grupo de economistas que trabajan en bancos con presencia local. Fueron invitados profesionales del Galicia, BBVA Francés, Pactual, BNP Paribas, Santander, Itaú y JP Morgan, entre otros. Antes del acuerdo con el Fondo, ya había recibido a otros economistas que trabajan en forma independiente.

En la Carta de Intención aparecerán muchos más detalles respecto al plan que se compromete a llevar adelante la Argentina para recibir la asistencia financiera del FMI. Hasta ahora, solo se publicaron una serie de documentos con los compromisos de reducción de déficit fiscal primario desde el 2,7% hasta 1,3% en 2019 y luego hasta el equilibrio fiscal en 2020. Se espera que en el documento aparezcan más detalles de cómo se conseguirá ese ahorro superior a los $230.000 millones que habrá que conseguir para achicar el rojo de las cuentas públicas. Todo el proceso será monitoreado por el staff del FMI cada trimestre, cuando venga una misión a la Argentina.

Al tratarse de un stand by a tres años, en el programa quedarán reflejados los compromisos no solo en materia fiscal sino también monetaria hasta el 2021. El Fondo comprometió una asistencia por un total de USD 50.000 millones, pero solo alrededor del 30% (unos USD 15.000 millones) serán desembolsados en una primera etapa. El resto quedará bajo un esquema "precautorio", es decir que se utilizarán solo si el Gobierno lo considera necesario.

En la Carta de Intención también quedará estipulado de qué manera se compromete el Banco Central a reducir la inflación. Hasta ahora se sabe que la meta es de 17% para el año que viene, bajando al 13% para el 2020 y a 9% en 2021. Sin embargo, también hay metas trimestrales de reducción de la inflación que el Central tendrá que ir cumpliendo. Ese sendero, según se aclaró, será gradual y habrá que rendir examen también ante el FMI.

De la misma forma, también quedará reflejado el esquema para ir reduciendo en forma gradual el stock de Lebac. Esto incluye el repago de Letras Intransferibles del Tesoro al BCRA (se estipuló que serán USD 25.000 millones en tres años), como también que el Central dejará de girar automáticamente dinero al fisco.

Fuente: Infobae

Te puede interesar